¿QUÉ ES LA HEMINEGLIGENCIA?

Hoy quiero hablarte  de un síndrome muy peculiar y que en la clínica se ve con  frecuencia, especialmente tras accidentes cerebrovasculares.  

 

Muchos profesionales habréis tenido en los Centros de Día, Residencias, Unidades de Rehabilitación etc... a pacientes que presentan el llamado síndrome de negligencia unilateral o heminegligencia

 

Para comprender bien este síndrome, realizar una buena terapia, y transmitir buena información a cuidadores y familiares,   hay que tener claro   que el  hemisferio derecho del cerebro, es el hemisferio especializado en procesamiento de la información.  

 

A esta conclusión se ha llegado en la práctica clínica, al ver cómo los pacientes que tienen una lesión en dicho hemisferio, dejan de atender a su lado izquierdo, ya sea no atender a su propio cuerpo, o a su alrededor.  El caso llamativo que reflejan muchos libros es aquel paciente que no se afeita la mitad del rosto, o si es mujer que no se maquilla todo el rostro. También se habla de aquellos pacientes que se dejan la mitad del plato sin comer. 

 

En la imagen superior vemos en rojo el hemisferio derecho, que es el que está dañado, por lo tanto el paciente es como si no viera, y no atiende el lado izquierdo.  

 

Así pues la definición del síndrome de  heminegligencia, es la siguiente:

"Es una alteración en la que el paciente tiene dificultades o incapacidad para atender , orientarse, representar o responder a los estímulos situados en el hemicampo contralateral  al lado de la lesión cerebral , y no existe déficit sensorial o motor que pueda explicar este hecho.  En un alto porcentaje de los casos, el paciente suele omitir el campo izquierdo, ya que la lesión cerebral se ha producido en el hemisferio derecho. 

 

Como hemos indicado, la heminegligencia es uno de los síntomas más frecuentes tras un daño cerebral adquirido. Se trata de una alteración atencional y las investigaciones indican que la afectación se da en el procesamiento visual y cuando se pide una  representación mental de la información, lo que lo relaciona con la conciencia, de hecho es frecuente ver en un paciente con  heminegligencia, anosognosia (falta de conciencia de la enfermedad).

 

Como resumen de este post: la negligencia es un fallo que existe al informar, responder u orientarse a estímulos contralaterales a la zona de la lesión en el cerebro, y no existe una afectación sensoriomotor elemental.

 

Hay diferentes formas de evaluar este síndrome, y es imprescindible que valoremos su afectación. Algunas de las formas comunes de evaluar al paciente  es con la tarea de bisección de líneas o tareas de cancelación, dibujo de un reloj, dibujo de elementos como una casa, etc...

 

Existen diferentes subtipos de negligencias:

  • Negligencia atencional y extinción
  • Negligencia representacional
  • Negligencia intencional o motora
  • Negligencia afectiva.

De ellas hablaremos en diferenes post, ,y más importante aún, qué tratamientos se suelen emplear en este síndrome.

Rebeca González 

 

Si quieres profundizar en este tema pulsa AQUÍ no te pierdas nuestro Curso

"ECG-REHABILITACIÓN NEUROPSICOLÓGICA",

  que comienza el 7 de Febrero de 2019 

Formación con: 

  • El reconocimiento de “Actividad formativa de interés profesional psicológico” por el Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid (COPM)
  • Solicitada la Acreditación como Actividad de Formación Continuada de Profesiones Sanitarias del Sistema Nacional de Salud.
  • El material está hecho por profesionales que trabajan en el sector del DCA.

¿ No  quieres perderte ninguno de nuestros post?. Rellena el siguiente formulario:

 

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.