¿QUÉ SON LAS FUNCIONES EJECUTIVAS Y POR QUÉ SON TAN IMPORTANTES?

 

Cuando empecé a trabajar con pacientes con demencia, dos de las funciones cognitivas que más quebraderos de cabeza me daban en su entendimiento, evaluación y ejercicios de rehabilitación fueron la atención y las funciones ejecutivas. Hoy hablamos de éstas últimas.

 

La neuropsicóloga Muriel Lezak, (1983) fue la primera en mencionar este concepto, y lo definió como: “las capacidades que ponemos en marcha cuando formulamos nuestras metas y objetivos, nos organizamos y planificamos para lograrlos, y cuando llevamos a cabo una serie de comportamientos ajustados y eficaces para conseguirlos.

 

De modo general se atribuye a los lóbulos frontales especialmente a las áreas prefrontales, el correcto funcionamiento de las funciones ejecutivas, aunque existen otras áreas importantes que también participan.

 

Los procesos ejecutivos son muy sensibles y es frecuente que se vean afectados por ciertas enfermedades, tumores cerebrales, traumatismos craneoencefálicos, ictus etc.

 

Cuando tenemos un paciente con afectación en algún proceso de las funciones ejecutivas, debemos programar actividades y ejercicios de estimulación cognitiva con el fin de rehabilitar en el mayor grado posible al paciente.

 

Como ya dijimos al principio, el conocimiento y entendimiento de las funciones ejecutivas es tan importante porque gracias a ellas nuestra vida es organizada, es decir, somos capaces de plantearnos metas y objetivos, programarlos para llevarlos a cabo, cambiar de rumbo si no está funcionando nuestro plan y saber cómo sortear las dificultades de la vida y del día a día.

 

EJEMPLOS PRÁCTICOS DE LA ACTIVACIÓN DE LAS FUNCIONES EJECUTIVAS EN EL DÍA A DÍA

Aunque creo que ha quedado claro con la definición qué son las funciones ejecutivas, a continuación expongo de modo preciso algunas situaciones cotidianas en las que nos podemos identificar y en las que las funciones ejecutivas son las responsables de nuestras acciones:

  • "Cuando estás con tu pareja y habéis tenido una discusión, estás muy enfadado, pero respiras hondo, piensas, y decides poner las cosas en calma". En este caso pones en marcha la capacidad de resolución de problemas, autocontrol emocional...
  • "Cuando valoras los pros y contras de coger tus ahorros destinados para una mejora del hogar,  o irte de vacaciones al lugar de tus sueños". En esta situación debes elegir estableciendo prioridades
  • "Cuando decides no saltarte la  dieta, y no tomar un trozo de bollo que te está apeteciendo mucho". Ponemos en marcha el mecanismo de inhibición, resistir un impulso interno.
  • "Cuando vas a hacer un viaje y consideras todos los gastos, variables y situaciones que encontrarás". Aquí ejecutamos la anticipación , tras experiencias o conocimientos previos.
  • "Cuando sientes la alegría de tu compañero que se acaba de comprar una casa para independizarse e imaginas su felicidad". Se pone en marcha la empatía (ponerse en el lugar del otro e imaginar cómo se siente)
  • "Cuando ves que el sistema/normas que has puesto en marcha para educar a tu hijo no está funcionando y decides poner en marcha otro sistema". En este caso se da el proceso de flexibilidad, al cambiar al modo mental que ahora consideramos más apropiado, tras haber revisado los resultados esperados y los obtenidos. 

Rebeca González 


 

 

QUÉ TE OFRECE EL CURSO 

  • Conoce las claves de la atención y de las funciones ejecutivas.
  • Aprende cómo evaluar a tus pacientes y qué baterías y test son los más adecuados.
  • Descubre cuáles son los ejercicios más recomendados para rehabilitar ambas funciones cognitivas 
  • Facilita tu trabajo en el día a día y mejora tus intervenciones terapéuticas o las de tu equipo.

PUEDES ENCONTRAR MÁS INFORMACIÓN PULSANDO AQUÍ

Escribir comentario

Comentarios: 0